sábado, 19 de enero de 2013

Isla de Bali - lado A

En este post vamos a contar el lado A de Bali. El lado A en aquellos viejos cassettes es donde todo comienza, lo primero que se escucha. Nosotros tenemos dos versiones de este lugar tal como lo tenian las cintas viejas : lo primero que uno ve y siente de Bali y lo que esconde este lugar tan conocido cuando uno va mas alla de lo turistico.

Bali, como se lo conoce mundialmente, es ese destino al que todos tenemos que ir alguna vez en la vida. Uno fantasea que es el paraiso en la tierra, el lugar mas romantico para casarse en la playa, piensa en arena blanca, el mar turquesa transparente. Piensa en tranquilidad, en relajarse y olvidarse de todo.
Algunos creen que Bali es un pais o una isla perdida en el oceano que queda cerca o es lo mas parecido a Bora Bora en la Polinesia. Para algunos no importa adonde es, sino que la playa y el mar tienen que ser una belleza.
Bali es una isla, mejor dicho es un archipielago y pertenece a Indonesia. La mayor parte de la poblacion de Indonesia (el 80%) es musulmana pero en esta isla la mayoria de quienes la habitan son hindues.
*Para quienes aun se confunden, los hindues creen en varios dioses y tienen tres principales: Shiva, Vishnu y Brahma. Ellos creen en el karma, es decir, nuestra vida en el mas alla depende de lo bueno o malo que hayamos hecho en esta vida. Se asemeja a las enseñanzas del budismo, pero es una religion distinta.

Este lugar tiene mucha prensa y si uno anda por el sudeste asiatico no puede dejar de darse una vuelta.
Tenia muchas expectativas por llegar a Bali, no solo por la playa que si bien era importante ya que hace mucho calor, sino tambien porque habia leido y escuchado mucho sobre su cultura.
Nuestro viaje comenzo tomando un avion desde Yogyakarta al destino en cuestion. Llegamos al tan ansiado aeropuerto y nos encontramos con una convencion de taxistas a la caceria de todos los turistas. Comenzamos a caminar para no casarnos con el primer taxista ya que hay que tener mucho cuidado de que no te cobren un dineral por hacer un trayecto corto como era nuestro caso. No hay transporte publico, por lo tanto hay que tomarse el trabajo de encontrar al taxista menos mentiroso.
Como primera medida les exigiamos el taximetro y se negaban o querian negociar el precio antes. Querian convencernos de que si usabamos el taximetro el viaje salia el doble de caro y claro que no era cierto. Seguramente muchos deben caer en esta trampa pero nosotros ya veniamos preparados. Finalmente encontramos a uno que accedio (quiso tambien negociar el precio pero amenzamos con bajarnos y aflojo). Llegamos al hotel y nos encontramos por fin con una habitacion grande con todos las comodidades y pileta!!!. Dejamos todo y nos fuimos corriendo a ver la playa. Nos encontramos con un panorama un poco decepcionante : arena marron, sucia, mar con olas y banderas que prohibian nadar. A todo esto, cada dos pasos que dabamos venia alguno a ofrecernos alquilar sombrilla al compas de "umbrella, umbrella sir, hey boss umbrella".
El Bali turistico es sinonimo de acoso por parte de los vendedores. Siempre tienen algo para venderte, siempre estan al acecho. Creen que somos maquinas de expender dinero y si les das charla pueden seguirte hasta cinco cuadras. Vender es la mision : "hey boss, massage?", "look look very cheap", "taxiiiii taxiiiii, transport, bikeeee". Y cosas mas divertidas como marihuana y "magic mushrooms" en todos lados e incluso en las casas de cambio. No duermen, no tienen vida social, estan siempre esperando atrapar a un turista. Son todo un fenomeno porque no saben el valor de las cosas, ellos improvisan con precios desorbitantes para ver si tienen suerte y si ven que no, te ofrecen descuentos que convierten la situacion en algo ridiculo. Ni hablar de ir caminando y hacer contacto visual con algun vendedor o algun articulo de su negocio porque te vuelven loco. Cruzar la calle es lo mismo, los taxistas frenan pensando que queres tomar un taxi o te tocan bocina y vos simplemente anhelas cruzar al otro lado sin ser pisado por una moto.
Llega un punto en que uno se fastidia porque no puede caminar tranquilo o pararse a mirar algo. Esto es el Bali turistico, ese de mar, playa y cosas para comprar. En cuanto a las playas paradisiacas algunos dicen que las hay, pero nadie sabe exactamente donde. Por mi parte me quedare con la intriga hasta la proxima.
Este post no es hablar mal de Bali, es contar lo que uno ve a primera vista. Nosotros vinimos en busca de otras cosas. Vinimos a conocer su cultura, su gente, sus tradiciones, su religion. Hay mucha musica y arte. Detras de la voragine turistica Bali esconde cosas muy lindas. Por suerte algo de todo eso pudimos ver y sera contado en nuestro proximo post...










1 comentario:

=)